Los Ayuntamientos de Gijón y Oviedo se oponen al tarifazo por el tratamiento de residuos

El Consorcio para la Gestión de Residuos Sólidos de Asturias, COGERSA, decidió el pasado 13 de noviembre un incremento del 43% en el precio de la tasa por el tratamiento de los residuos de origen doméstico, pasando de pagar los ayuntamientos 67 euros por tonelada a 96 euros por tonelada. La subida fue aprobada con la única oposición de los ayuntamientos de Oviedo y Gijón.

La subida afecta a la tasa que pagan a COGERSA los ayuntamientos, el incremento de la tasa de residuos a la ciudadanía dependerá de cada ayuntamiento. Los hay que han anunciado que asumirán parte del coste con cargo a los presupuestos municipales, es decir, también los pagaremos la ciudadanía pero de manera indirecta, y otros ayuntamientos nos lo cargaran a la ciudadanía incrementando el precio de la tasa municipal de residuos.

COGERSA quiere cobrar a la ciudadanía lo que debería pagar ECOEMBES

Los Ayuntamientos españoles, entre ellos los asturianos, pagan en total 1.700 millones de euros anualmente por la recogida, tratamiento y eliminación de los envases que están presentes en la fracción resto (contenedor gris), cuya responsabilidad de recogida y tratamiento de dichos envases es de ECOEMBES y, en mucho menor medida, de ECOVIDRIO.

Según la investigación (ver aquí) de las organizaciones Rethinking, Observatorio de Residuos y Greenpeace descubre que el coste real que están asumiendo los ayuntamientos españoles, 1.700 millones de euros, por la gestión y tratamiento que NO hace ECOEMBES de sus residuos de envases. Es decir, cada ciudadano o ciudadana costea de su bolsillo, de media, a Ecoembes más de 36 euros al año.

Entre las conclusiones de dicho informe de las organizaciones de defensa del medio ambiente se señala que en 2021 los costes de la gestión de residuos municipales alcanzaron la cifra de 3.540 M€. De esta cantidad, el 67,6% (2.393 M€) recae sobre la gestión de la fracción resto o bolsa de residuos mezclados que contienes una gran cantidad de materiales reciclables, principalmente envases.

Del análisis en dicho estudio se obtiene que ECOEMBES, el responsable de los envases ligeros y papel-cartón, debería incrementar considerablemente los recursos destinados a financiar la gestión de los residuos contenidos en la fracción resto o bolsa de residuos mezclados. Esta cantidad ascendió en 2021 para los envases ligeros en 1.108 M€ y para los envases de papel/cartón a 591 M€; lo que hace un total de 1.699 M€. En el caso de Ecovidrio, debería responsabilizarse de financiar 21 M€, correspondientes a los envases de vidrio contenidos en la fracción resto.

Desde siempre, tanto ECOEMBES como ECOVIDRIO, niegan tener la obligación legal de hacerse responsables de los envases que no se recogen selectivamente. Esto implica que los costes generados por los envases contenidos en la fracción resto están siendo financiados por las Entidades Locales y por tanto con los impuestos que paga la ciudadanía. Pero la situación ha cambiado, si es que había alguna duda acerca de su responsabilidad en la recogida de los residuos de envases, la Ley de Residuos 7/2022, los sistemas de responsabilidad del productor, como ECOEMBES y ECOVIDRIO deberán hacerse cargo de la totalidad de los costes de la gestión de residuos de envases, independientemente del contenedor donde se recojan.

Así en el artículo 43 de la Ley de Residuos 7/2022 se especifica el alcance de la contribución financiera de los productores del producto a los sistemas de responsabilidad ampliada. De manera que fabricantes y distribuidores de productos envasados deberán cubrir los costes relativos a la recogida separada de residuos y su posterior transporte y tratamiento, incluido el tratamiento necesario para cumplir los objetivos de gestión de residuos, y los costes asociados a la recuperación de residuos de la fracción resto o a la recuperación de residuos de la limpieza de vías públicas, zonas verdes, áreas recreativas y playas.

La gestión que hace Ecoembes de sus envases (ligeros y papel cartón) desde hace dos décadas supone que los ayuntamientos están costeando con dinero público esta pésima gestión. De esta manera, la ciudadanía está pagando de su bolsillo 36,15 euros/año por este motivo, cantidad que asciende a 36,59 euros/año si incluimos la gestión de los envases de vidrio gestionados por Ecovidrio. Estos sobrecostes tienen que ser por ley pagados por ECOEMBES Y ECOVIDRIO y no lo están haciendo.

Por ello COGERSA se equivoca totalmente pasando la factura del tratamiento de los residuos a la ciudadanía, cuando debe pasarla a Ecoembes y a Ecovidrio que son los responsables de la recogida separada de sus envases y de su preparación para la reutilización y reciclaje, estén disponibles mediante la recogida separado o mezclados con otros residuos.

Desde la Unión de Consumidores de Asturias, Ecoloxistes n´Aición, la Plataforma en Defensa de la Sanidad Pública y diversas asociaciones vecinales, llevamos muchos años denunciando la nefasta gestión de los residuos por parte de COGERSA y el incumplimiento sistemático de la Ley de Envases, que data de 1.997, y los objetivos de prevención, reutilización y reciclaje. Resulta indignante que a su nefasta gestión se una ahora este intento de estafa económica.

Nuestras demandas

Nos unimos en las siguientes demandas de Rethinking y Greenpeace que proponen que los ayuntamientos implementen medidas para asegurar una gestión de residuos sostenible, que reduzca las emisiones de las ciudades, y pagada por las empresas que deben responsabilizarse:

  • 1. Exigir a Ecoembes y Ecovidrio que se responsabilice del 100% de la gestión de todos los envases, incluyendo los que acaban en la fracción de resto.
  • 2. No financiar con dinero público una gestión de residuos que debe ser pagada, como fija la Ley de Residuos 7/2022, por las empresas que ponen esos envases en el mercado, a través del punto verde y los Sistemas Colectivos de Responsabilidad Ampliada del Productor (ECOEMBES y ECOVIDRIO).
  • 3. Declararse a favor de la implantación de un Sistema de Depósito, Devolución y Recuperación (SDDR) de envases real. Un sistema eficiente de depósito y fomento de la reutilización como es el SDDR, que además se financia solo con dinero de las empresas que contaminan y mediante el cual las personas consumidoras no pagamos más sino que recibimos una compensación en dinero por devolver el envase al comercio.

Deja un comentario

Llámanos

N.º gratuito (desde fijo)

900 50 10 60

Oviedo

985 210 957

Gijón

985 35 38 18

Avilés

985 510 926

Mieres

985 92 24 58

Langreo

985 52 82 82