El precio de la sidra no se puede pactar

El pacto del precio de un producto va en contra de la competencia.

En una economía de mercado los precios son libres, exceptuando los precios de los transportes, taxi y poco más que sí están regulados.

La medida adoptada en Lugones (Siero) para subir el precio de la botella de sidra a 2,90 euros es ilegal. «Esto significa que no habrá distinción entre la buena sidra o la mala, entre la que se escancie y la que no«, explica Dacio Alonso, además, añade que el riesgo de esta medida es que se extienda en otros concejos.

Ya en 1996, la Unión de consumidores denunció esta práctica y el Tribunal Supremo consideró que en Asturias existía un cártel de la sidra. Los lagareros, cosecheros y hosteleros se pusieron de acuerdo para acordar un precio final. Tras la sentencia, se impusieron sanciones económicas considerables: 10 millones de pesetas para los hosteleros de Gijón, 2 millones para los lagareros y 1 millón para los cosecheros.

La Unión de consumidores, ¡Siempre a tu servicio!

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *